Food Defense

food defense ¿están seguros nuestros alimentos?

Plan Defensa Alimentaria

Constantemente vemos en los medios de comunicación noticias relacionadas con casos de contaminación alimentaria, de ahí la defensa alimentaria.  Estas noticias nos generan como consumidores, una gran preocupación, y afecta considerablemente la confianza en los productos. Haciendo extensivo este miedo al producto alimentario en general sin importar la marca o procedencia.

Y es que tenemos que reconocer, como consumidores, que vivimos con un nivel de “ignorancia” elevado. No es un tema que interesa al consumidor en general. Sólo los que estamos dentro de este mundo de la seguridad alimentaria, inocuidad, nutrición, dietética, medicina…..

Y si nos ponemos en el prisma de la industria. Su mayor preocupación ha sido evitar una contaminación accidental de sus productos. Este campo, el de la seguridad alimentaria (food safety) tiene por objetivo garantizar la inocuidad de los alimentos y la salubridad para el consumidor. Como dato relevante a tener en cuenta  Europa se comunican anualmente alrededor de 40.000 casos que derivan en 3.300 hospitalizaciones, según informa la Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición (SEEN).

Pero en este caso estamos hablando de contaminación accidental y no es común, y menos aún preocupante, que exista la posible contaminación deliberada con la intención de causar un daño, tanto a los consumidores como a la propia industria.

Defensa Alimentaria

Ante estas situaciones, aparece el término defensa de los alimentos (food defense) para englobar las actividades asociadas con la protección del suministro de alimentos contra actos intencionales o deliberados de contaminación.

Si hablamos de defensa de los alimentos debemos tener en cuenta una serie de características que dificultan su control:

  • Imprevisible y aleatorio, nunca sabemos cuando nos puede pasar
  • Cualquier tipo de contaminantes, agentes físicos, químicos, biológicos, e incluso radioactivos, pueden ser los causantes de la contaminación.
  • Altos daños potenciales, puede llegar a ser a un nivel insospechado.

Así, que como industria y a nivel más personal, como responsable de calidad y seguridad alimentaria, debemos estar preparados en este aspecto. Anticiparnos a los hechos. Y para ello, se deben implantar planes de defensa de los alimentos, que permitan:

  • Prevenir ataques intencionales y/o mitigar sus efectos
  • Responder de forma rápida y eficaz, si fuera necesario
  • Proteger la empresa y sus trabajadores
  • Mantener la inocuidad en la elaboración del producto
  • Recuperar la confianza del consumidor tras un episodio de contaminación deliberada, si se diese el caso.

 

Plan de mitigación

El diseño e implantación de un plan de defensa en una industria alimentaria debe disponer de las siguientes fases o etapas:

  • Analizar los peligros y evaluar los riesgos asociados
  • Identificar las vulnerabilidades y determinar las medidas de control
  • Implantar estas medidas de control con eficacia, con la implicación de los trabajadores

Un plan de defensa alimentaria no se implanta de un día para otro, ya que conlleva un trabajo al detalle, de análisis de peligros, riesgos y trabajo en equipo que requerirá de una importante dedicación y de apoyo e implicación por parte de toda la estructura empresarial.

Un punto clave en la correcta implantación de un plan de Food Defense va a ser la formación de los trabajadores de la industria.

En la sección de Cursos, vas a poder encontrar un curso online a distancia sobre este tema, en el que se explican de forma clara y concisa los conceptos básicos de la defensa de los alimentos y se analizan las partes que debe contemplar el plan de defensa.

curso food defense
Comparte este articulo en redes sociales

¿Te ha gustado este artículo? SUSCRÍBETE A MI BLOG


Noticias Recomendadas

Escribe tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

6-claves-food-defense